El puerto mejor escondido de México

En tan solo 3 días, la maravillosa ciudad de Oaxaca se convirtió en una de nuestras preferidas. De no haber sido por nuestro compromiso con nuestro primer voluntariado a través de workaway en Puerto Escondido, nos abríamos quedado quién sabe hasta cuando. Aún así, intentamos alargar nuestra estadía un día más, que tan solo nos dejó con más ganas de regresar.

Intentando despertar del encanto de Oaxaca, al siguiente día tomamos una van por 7 horas hacia Puerto Escondido. Un camino angosto, lleno de curvas y de peregrinos de la virgen de Juquila, que aumentaron 3 horas más a nuestro ya pesado viaje. Luego nos enteraríamos que el estado de la carretera entre Oaxaca y Puerto Escondido, era la clave para que este paraíso no sea invadido por un turismo masivo y siga manteniendo su encanto local oaxaqueño, el que muchos temen que desaparezca con la gran avenida que estará lista en pocos años y que unirá a Oaxaca con Puerto Escondido en tan solo 3 horas.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Al fin llegamos. Sin saber qué esperar, nos bajamos con una ola de calor infernal. Siguiendo las instrucciones de Fernando, nuestro anfitrión, tomamos una camioneta/ colectiva hacia el Rancho Cuatro Elementos. Desde la carretera teníamos que caminar 1 kilómetro hasta llegar a nuestro destino final. Con las mochilas, el sol infernal, y la perdida que nos pegamos, el kilómetro pareció como 5. Como cosa rara, teníamos saldo, señal y batería. Llamamos a Fernando quien nos tuvo que ir a rescatar y guiarnos a hasta nuestro destino final (que había estado a pocos metros de nosotros).

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Era un terreno en pendiente, con algunas plantaciones y pequeñas construcciones de madera. Una de las cuales fue nuestro cuarto por la siguiente semana, la cabaña de fuego, con paredes de tela y un techo de malla. Después de una delicioso spaguetti a leña de bienvenida, y una cálida conversación frente al fuego, Fer nos hizo sentir como parte de la familia, y después de mucho movimiento, finalmente nos llegó el sentimiento de casita que añorábamos tanto. Dormimos cobijados bajo un cielo estrellado. Esos lujos de la vida que no cuestan nada.

Screen Shot 2019-05-14 at 4.08.42 PM

Oaxaca-171700.jpg

Rancho Cuatro Elementos nació gracias al sueño de Fer, un ser fuera de lo común que decidió dejar las comodidades de la ciudad por una vida en el salvaje Puerto Escondido como lo describe Fer, cambiando la realidad superficial y virtual en la que se había visto absorbido en la ciudad por una de conexiones intensamente reales. Adquirió un terreno en el que ha ido trabajando junto a sus hijos durante los últimos 15 años. Poco a poco, un paso a la vez, Rancho Cuatro Elementos ha ido y continúa creciendo, transformándose en un maravilloso proyecto con una de las vistas más confortantes y hermosas que he visto.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Con nuestras energías repuestas y llenos de motivación, empezamos nuestro primer voluntariado. Todos los días de 9 a 12, trabajábamos en diferentes tareas en el Rancho, desde deshierbar las camas de nopales, hasta perseguir gatitos bebes, no paso mucho antes de que yo ya me dedicara únicamente a hacer murales que trajeran más vida y color a este hermoso rincón del planeta. Finalizada nuestra sudorosa mañana, tomábamos un baño en agua fría para que 10 minutos después en nuestra caminata hacia la carretera nos volviéramos a empapar de sudor. Esto solo hacia que lleguemos a la playa del día con mas ganas.

Oaxaca-111318.jpg

Oaxaca-121425.jpgCada tarde tuvimos la oportunidad de conocer una playa diferente, Zicatela, Coral, Playa Blanca, Bacocho, Bocana, Carrizalillo, y en cada una tuvimos la bendición de conocer almas afines, liberar tortuguitas, y ver atardeceres únicos y vibrantes, que nos recordaron el encanto de las playas del Pacífico. El ambiente de Puerto Escondido y sus playas de surfistas era delicioso. Sin olas de gente, con una comunidad internacional grande pero consciente, que busca mantener las playas limpias y lo mejor conservadas posible, con varios restaurantes y actividades a precios super cómodos, y sobretodo con una comunidad local fuerte que protege su tierra y sus tradiciones, México nos volvió a enamorar una vez más… cada lugar nos ha invitado a quedarnos más tiempo pensando que no encontraríamos algo mejor, es difícil tener un lugar preferido en México, sin embargo Oaxaca y sus playas te abrazan fuerte y no te dejan ir.

Oaxaca-151571.jpg

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Aunque Puerto también nos hizo pagar piso con un par de encuentros no tan pacíficos (que tal vez no sean tan aptos para este medio), Puerto Escondido fue definitivamente el lugar que más nos atrapó. Estábamos felices, cocinando en leña, jugando con gatitos, meditando y haciendo yoga en las mañanas, disfrutando de poder ayudar en el Rancho, y descubriendo nuevas tradiciones y hermosas playas todos los días. Fue un lugar que nos intrigó, y uno de los pocos en los que hemos podido imaginar una vida…

Oaxaca-091117.jpg

De despedida Fer nos llevó a la mezclaría tradicional de Puerto, tenían desde un mezcal capuchino, hasta uno medicinal de hierbas que me tuvo tosiendo algunos minutos. Tuvimos una última cena alrededor del fuego conversando sobre el universo, alienígenas y playas. Al siguiente día, una vez terminado el último mural del último elemento, Fer nos llevó hasta la parada, y con un fuerte abrazo, muy agradecidos por el tiempo compartido y con la ilusión de futuros proyectos, nos dijimos hasta pronto.

Screen Shot 2019-05-14 at 4.15.33 PM.png

Screen Shot 2019-05-14 at 4.52.41 PM.png

Bienvenidos a Oaxaca

Cuando me hablaron de Oaxaca, me tomó como media hora encontrar a la ciudad en el mapa. No solo porque México es gigante, sino porque no se escribe como se pronuncia ! es rarisimo, pero ya nada me sorprende en estas tierras. Una vez ubicada OAX City como los hipsters le llaman, y con destino en mente empezamos a organizar o desorganizar el viaje.  Entre estas y las otras, conocimos a Jorge, quien por trabajo viajaba frecuentemente de Puebla a Oaxaca. Fue un viaje cómodo y entretenido. La conversa estaba de lujo. El paisaje cambiaba de montañoso con las hermosas cumbres blancas de Puebla, a valles y montañas secas y desérticas.

Lo que más nos llamó la atención, fue la caravana de migrantes centroamericanos y de todo el mundo que coincidentemente estaban pasando por ahí en su largo y difícil viaje a la frontera del norte para tratar de cumplir su sueño americano, o simplemente vivir. La caravana era gigante, nos tomó varios minutos pasarla por completo en el coche. En Mexico, es un tema muy sensible, y muy discutido. Muchos mexicanos han adoptado una opinión muy parecida contra migrantes centroamericanos, sus argumentos son los mismos de muchos estadounidenses contra migrantes mexicanos. Es interesante ver cómo se dio la vuelta la tortilla. Que dificil situacion esta pasando el mundo con respeto a los migrantes. Por el momento, lo que buscan son mejores condiciones, en pocos años, la migración será principalmente por motivos medio ambientales y climáticos. A donde van a migrar los habitantes de todas esas pequeñas naciones insulares alrededor del mundo que debido al cambio climático y el incremento del nivel del mar tendrán que abandonar sus hogares por el simple hecho de que estarán bajo agua ! A donde migran todas las personas que viven en todas las ciudades a nivel del mar? Que argumentos en contra de ellos se discutirán? Seguramente las naciones más responsables por el cambio climático serán las primeras en rechazar a estos nuevos migrantes. Pero no nos vayamos tan a futuro, estamos en Oaxaca en el 2019 … ya veremos que pasará en el futuro, solo quería dejarte el bichito para que te preguntes (si no lo has hecho ya) cual es tu postura y opinión con respecto a la migración? Te dejo un link si deseas leer un chance mas.

https://migracionesclimaticas.org/

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Al llegar a la ciudad, Jorge fue como chofer privado, nos dejó literalmente en la puerta de nuestro hospedaje, su hospitalidad no terminaba ahí, en la noche nos invitaba a cenar! Sin perder tiempo, nos instalamos en nuestro nuevo pequeño cuartito y enseguida salimos a explorar. Lo primero que hicimos fue comer las famosas Tlayudas! Un remix entre tortilla, taco, pizza, y calzón. Lo mas rico, fue la salsa de guacamole, pero la Guz sufrio las consecuencias de un guacachile. Tengan cuidado, aca le ponen chile (aji o picante) hasta al guacamole.

Nos encontramos con Jorge nuevamente y salimos a cenar. Al principio no podíamos entender tanta hospitalidad. Después nos dimos cuenta, y nos acordamos que existe mucha mucha gente buena todavía en este mundo, y que sin nada a cambio te regalan su tiempo, compañía, conversa, y hasta te tratan como a “guagua”. Jorge trabaja visitando doctores para vender sus productos farmacéuticos. Tal cual la película Love and Other Drugs, pero sin actores nominados al Oscar ni pastillitas azules. De lo que entendimos su producto era para pacientes psiquiátricos. Jorge al día siguiente tenía que hacer varias vueltas de visita y tenía que salir de la ciudad a las zonas rurales para encontrarse con clientes y visitar varios hospitales. Nos apuntamos para hacerle compañía de paso  visitar las zonas rurales e indígenas de Oax, pero en vez de ir a los sitios más infestados de turistas, visitamos lo más autóctono. Conocimos un taller tradicional de fabricación de Alebrijes, para los que no saben, son esculturas folklóricas surreales, de todos los tamaños, que representan criaturas fantásticas representadas con infinidad de colores y formas. Maravillados una vez más, con la explosión de creatividad representante de la cultura mexicana, nos quedamos horas analizando cada figura, e imaginando un mundo de mágico de Alebrijes.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

En una segunda parada conocimos la mundialmente celebrada cerámica de barro negro, y pudimos apreciar el minucioso trabajo elaborado por las hábiles manos de los artesanos de San Bartolo de Coyotepec.OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Queremos agradecer a Jorge por su extrema bondad y generosidad, y por recordarnos que sin importar las condiciones, podemos siempre sacar nuestro lado amable, positivo y generoso.

20181106_182632 copy.jpg

Oaxaca está increíblemente tradicional, bohemia, hipsterosa. Nos faltó tiempo para recorrerla, hemos ya casi definido que volveremos muy pronto, quien se viene con nosotros?

20181105_171756.jpg

Blog at WordPress.com.

Up ↑